Portada » Abascal se niega a escuchar los «embustes» de Sánchez: «Pedro Mentiras solo se escucha a sí mismo»
ACTUALIDAD

Abascal se niega a escuchar los «embustes» de Sánchez: «Pedro Mentiras solo se escucha a sí mismo»

Abascal se niega a escuchar a Pedro Sánchez

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comparecido este jueves para hacer balance del curso político y económico de su Ejecutivo. En su comparecencia, ha asegurado que ha cumplido con uno de cada tres de los compromisos del Gobierno.

«Los compromisos adquiridos por el Gobierno son 1.463, 225 más que en diciembre del año pasado al incorporar los relacionados fondos europeos. De ellos, se encuentran iniciados el 94%. Esto quiere decir que en un año y medio de legislatura, casi la totalidad de los compromisos se han iniciado y, además, uno de cada tres están cumplidos. A pesar del tiempo excepcional que estamos viviendo, el Gobierno avanza. De los compromisos adquiridos en el discurso de investidura, se ha cumplido ya el 31,8%. De los adquiridos en el acuerdo de coalición, el 33,4%. Esto ha sido posible gracias al diálogo y al acuerdo entre mucho», ha dicho ante los medios de comunicación.

En una comparecencia en la que no ha dejado de echarse flores, Pedro Sánchez ha aseverado que «uno de los principales compromisos del Gobierno de España es con la transparencia y la rendición de cuentas, con el objetivo de elevar la confianza de la ciudadanía en las instituciones».

De la pandemia en España, ha dicho: «La pandemia nos obligó a dar una respuesta en tres fases: la primera, de resistencia, que consistía en proteger a los colectivos más vulnerables; la segunda, reabrir y volver poco a poco a la normalidad; y la tercera, desarrollar estrategias para aumentar el crecimiento económico».

Abascal se niega a escuchar sus «embustes»

Antes incluso de que compareciera, el líder de VOX, Santiago Abascal, valoró en Twitter la comparecencia de Pedro Sánchez con un mensaje en el que decía: «Valoración de la comparecencia de Pedro Mentiras : No hace falta esperar a escuchar sus embustes, elude ir al Congreso para que no se los recordemos. El narciso solo se escucha a sí mismo y a sus aduladores».