Motor

General Motors compra el 11% de Nikola Motors y fabricará su pick-up de hidrógeno Nikola Badger

General Motors ha comprado el 11% de las acciones de Nikola Motors, la prometedora start-up de vehículos eléctricos, a través de un acuerdo en el que el que se compromete también ha fabricar la pick-up de hidrógeno Nikola Badger.

De esta forma, el longevo fabricante de coches norteamericano se hace con una participación accionarial por valor de 2.000 millones de dólares (unos 1.697 millones de euros) en Nikola Motors y se gana el derecho diseñar, homologar y construir la Badger, tanto en su versión de pila de hidrógeno como de baterías, según especifican las compañías en el comunicado emitido.

El objetivo del acuerdo es principalmente reducir gastos de fabricación. Nikola prevé ahorrar más de 4.000 millones de dólares en costos de batería y tren motriz durante 10 años y más de 1.000 millones de dólares en ingeniería y procesos de validación.

Por su parte, General Motors cifra en otros 4.000 millones de dólares los beneficios que obtendrá fruto del valor patrimonial de las acciones y de la fabricación del modelo cero emisiones, así como los derivados de los suministros de tecnología.

De hecho, General Motors se convertirá en el proveedor exclusivo de pilas de combustible de Nikola a nivel mundial, excepto en Europa, para sus camiones de clase 7/8, donde previsiblemente se empleará la mecánica de Nikola vista en los Nikola Tre y Nikola Two.

La Nikola Badger llegará en 2022 y promete 966 km de autonomía

En cualquier caso, Nikola Motors seguirá siendo una compañía independiente y la responsable de comercialización y marketing de la Nikola Badger, marca que continuará bajo su dominio.

“Al unirnos, obtenemos acceso a todas sus partes validadas para todos nuestros programas, como la tecnología de batería Ultium y un programa de celdas de combustible de miles de millones de dólares listo para producción“, explicó Trevor Milton, CEO de Nikola Motors.

Mary Barra, CEO de General Motors, detalló por su parte que “estamos aumentando nuestra presencia en múltiples segmentos de vehículos eléctricos de alto volumen mientras construimos a escala para reducir los costos de baterías y celdas de combustible y aumentar la rentabilidad”.

Un acuerdo que además ha caído bien en bolsa pues las acciones de Nikola repuntaron un 53%, mientras que las de General Motors escalaron un 9,1%.

La Nikola Badger con celda de combustible de hidrógeno se presentará de forma oficial del 3 al 5 de diciembre en el Nikola World 2020 en Arizona, y promete unos 966 km de autonomía y hasta 482 km solo con su tanque de hidrógeno de 8 kg. Se empezará a producir a finales de 2022, aunque por el momento se desconoce en qué factoría.

Lo más lógico, en cualquier caso, es que se fabrique en la planta de Hamtramck (Michigan, EEUU) donde se ensamblará el futuro Hummer eléctrico.

Tras la camioneta, Nikola tiene previsto lanzar el camión eléctrico de batería Nikola Tre en 2021, y dos años más tarde, en 2023, hacer lo propio con su versión de hidrógeno, Nikola Two. Ambos saldrán de la primera planta de Nikola, que ya se ha comenzado a construir en la ciudad de Coolidge, en el estado de Arizona (EEUU).